Los Yugos, «Llubos»

Compartir:

Ha sido tradicional en la zona el empleo del yugo “llubo” se decía siempre. Este apero consistía en un trozo de madera redondo y alargado con las curvas necesarias para poner a ambos lados otros palos más finos que colocados con la protección de las “colleras” sobre el cuello de los mulos, servía para unificar la fuerza de ambos animales.

Este rústico y original apero se realizó en un taller instalado en una antigua casa formando esquina con salida a la carretera y a la calle del Progreso. Siempre lo atendió un conocido y querido hombre del pueblo, Eliseo Montero (fallecido recientemente con una edad rayando los 100 años).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.